La diabetes es para muchos la plaga del S. XXI, y es que, sus estadísticas así lo ponen de manifiesto. La prevalencia de la diabetes mellitus tipo 2 aumenta con la edad, y en España, está por encima de los 75 años es del 30,7% en varones y del 33,4% en mujeres, desconociéndose el diagnóstico en el 10 % de los casos, según la Guía de diabetes tipo 2 para clínicos de la Fundación redGDPS

Así, una dieta para ancianos diabéticos se postula como el arma principal para convivir con esta patología, además de combinarla con ejercicio físico y tratamiento farmacológico. Es clave adoptar estos hábitos de vida para evitar que la enfermedad avance y pueda dañar corazón, ojos, riñones o vasos sanguíneos, entre otras zonas del cuerpo.

Menús para ancianos diabéticos

Lo primero que hay que hacer a la hora de planificar una intervención nutricional de personas mayores diabéticas es conocer su patrón habitual de consumo para poder individualizar las recomendaciones, según explica la Sociedad Española de Geriatría y Gerontología (SEGG). 

Esta premisa encaja a la perfección con la apuesta de las residencias del Grupo Colisée en el control y la calidad de la alimentación, donde impera un seguimiento exhaustivo multidisciplinar con menús para ancianos diabéticos diseñados y personalizados para cada persona.

Organización de la pauta alimenticia en mayores

La Federación Española de Diabetes (FEDE) aconseja que conviene planificar todos las comidas de la dieta para ancianos diabéticos, incluyendo las ingestas entre horas, y repartir los nutrientes durante el día y la semana. Una dieta equilibrada consistiría en lo siguiente:
  • Alimentos ricos en almidón, integrales a ser posible, como patatas, arroz, pan o pasta: de 4 a 6 porciones al día
  • Verduras y hortalizas: 2 o más porciones al día
  • Fruta fresca: 3 o más porciones al día
  • Leche y derivados lácteos: 2 o 3 porciones al día
  • Proteínas: 2 veces al día, alternando durante la semana las legumbres, la carne, el pescado y el huevo
  • Frutos secos: De 3 a 7 porciones a la semana
  • Alimentos procesados (embutidos, snacks, helados, dulces, repostería, etcétera): consumo ocasional y moderado, nunca diario


dieta para ancianos diabéticos técnica del plato

El método del plato, vehículo a una alimentación saludable

Una buena práctica en la dieta para ancianos diabéticos es el método del plato, que nos ayuda a saber la cantidad de alimentos que ingerimos sin la necesidad de medir las calorías, ni el peso de los alimentos y ni las raciones de hidratos de carbono. Se precisa de un plato llano con un diámetro de 23 cm en la parte donde vamos a poner los alimentos. Y se divide de la siguiente manera:
  • Un 50% del plato para ensaladas o verduras 
  • Un 25% para proteínas, huevos, carne y pescado
  • Un 25% para harinas, arroz, pasta, patatas y legumbres

A esta pauta alimenticia se le puede añadir pan y fruta pero controlando que no todas las frutas ni todos los tipos de pan pueden entrar el plato, pues varían en la cantidad de hidratos de carbono. Se recomienda la supervisión de un médico para adaptarla a las diferentes características de cada persona. 

La dieta mediterránea como modelo

La dieta mediterránea es la que más evidencias tiene en estos momentos en la prevención de afecciones cardiovasculares en diabéticos, y además, es la que puede aportar una mayor adherencia a la dieta por sus características organolépticas (sabor, textura, olor, color o temperatura), indica la Fundación redGDPS. El estudio PREDIMED (Prevención con Dieta Mediterránea) con su escala de 14 puntos es de fácil manejo y puede ayudar a monitorizar la pauta alimenticia de los mayores diabéticos

dieta para ancianos diabéticos dieta mediterránea
Se parte de la adherencia actual del paciente intentando conseguir, y pactándolo con él, al menos dos puntos de mejora para llegar a los 12-13 puntos. No se aconseja tomar vino en aquellos pacientes que previamente no lo toman (en estos pacientes el máximo sería 13 puntos).

La diabetes es un enemigo temible, pero con una buena pauta alimenticia, más ejercicio físico y tratamiento farmacológico, podemos hacerle frente.  

Contáctanos para descubrir las residencias del Grupo Colisée y cómo nuestros expertos supervisan y cuidan la salud de los mayores diabéticos.